La inminente implementación del sistema de juicio por jurados requiere la interacción de distintas áreas del Poder Judicial. Junto a las capacitaciones que lleva adelante la Escuela Judicial, a las notificaciones a los sorteados que realiza la Oficina Judicial y a los ajustes de sincronización de diversos organismos, Arquitectura está adecuando las salas de audiencias y sectores anexos para permitir la deliberación de los jurados.


El sistema de jurados populares requiere de salas preparadas para llevar adelante este modo de juzgamiento, espacios de debate, sectores para testigos, acusados -eventualmente detenidos-, periodistas y para el público en general. Por ello, en las ciudades cabeceras de circunscripciones, Viedma, General Roca, San Carlos de Bariloche y Cipolletti, se ejecutan obras de refuncionalización.
En función de la legislación, que prevé entre 7 y 12 jurados y un sistema de resguardo y aislamiento, el área de de Infraestructura y Arquitectura Judicial diseñó las salas en las cuatro circunscripciones. En Viedma se reubicaron las oficinas que estaban situadas al lado del auditorio, se demolieron paredes y sanitarios, para permitir una unificación de distintos ámbitos y su conversión a la sala de deliberaciones. Actualmente se trabaja en esta refuncionalización.
En Roca se realizan tareas con personal propia para adecuar las salas de deliberaciones. En Bariloche ya se habían hecho modificaciones cuando se hizo una refuncionalización general del edificio y durante la Feria se ultimarán detalles. En Cipolletti, en cambio, el espacio destinado a los Juicios por Jurados requiere otras intervenciones que demandaron una licitación específica.
Los jurados podrán integrarse con 7 o 12 miembros: el jurado será de 7 ciudadanos cuando el fiscal anticipe que pedirá una pena de entre 12 y 25 años de prisión. Será de 12 ciudadanos si el fiscal anticipa que pedirá una pena mayor.-

0
0
0
s2smodern