El “Caso Solano” en una verdadera telaraña de presuntos delitos e irregularidades desde el mismo momento en que se inició la investigación, con denuncias a jueces y fiscales que el Consejo de la Magistratura jamás atendió. Por lo cual, era una consecuencia de manual que la sentencia seria apelada. Los defensores de la policía apelarán el fallo sosteniendo que deben ser absueltos. La querella hará lo propio pues entienden que sí hubo estaba. En cuanto a las causas conexas, duermen en el juzgado.


Apenas se terminó de leer la sentencia, las dos partes hicieron saber las diferencias con lo resulto por los jueces. Familiares de los policías y también allegados claman pidiendo verdadera justicia atento a que consideran que fue un fallo injusto y que merecen la absolución.
Por su parte la querella había pedido cadena Perpetua y eso fue lo que dijeron los jueces a través de la sentencia. Sin embargo no quedaron conformes pues pedían la prisión preventiva de los 7 policías y los magistrados entendieron que no era necesario. También denunciaban estafa y esto fue descartado. Por ello, minutos después de leída la sentencia, tanto el abogado salteño Sergio Heredia como su colega bahiense, Leandro Aparicio, declararon a los medios su decisión de apelar la libertad de los sentenciados, como la de probar que efectivamente hubo una estafa.
A esto se suman las muchas causas conexas que –según las propias y reiteradas declaraciones del Dr. Leandro Aparicio- “duermen” en los cajones del juzgado, y por esto responsabilizan a la justicia, y entre otros nombres, el de fiscal Daniel Zornitta, quien debió avanzar con esa tarea y al parecer, no lo ha hecho.
Lo que la querella viene sosteniendo desde el principio es que Daniel Solano fue víctima de una estafa, de más de 30 mil pesos. Asimismo apuntan que los ahora sentenciados a perpetua, hicieron lo posible por evitar que se sepa de tal delito.
También hay una denuncia por tráfico de drogas de los responsables de la empresa que los traía desde Salta a Río Negro.-

0
0
0
s2smodern